Carlitos, el original

Ustedes saben que no suelo aceptar invitaciones para comer, pero cuando me invitaron a Carlitos de Villa Gesell, ¿como decir que no?! A ver, hace mas de 15 años que como su hamburguesa,  una visita más no sólo no iba a cambiar mi opinión del lugar sino que me iba a sacar muchas dudas que tenia. Así que agarré el auto y me fui a Gesell exclusivamente para comer ahí (igual ya estaba en la costa, no se asusten).
Me atendió  Rodolfo (el Tano), uno de los hijos de Carlitos (el otro es Tony),  una auténtica leyenda en la villa. Por fin pude saber de primera mano la historia. Carlitos (Carlos Ciuffardi) arrancó de ayudante de cocina en un restaurant y sus panqueques  fueron tan exitosos que lo terminaron haciendo socio.  Ya por su cuenta la carta se empezó a agrandar a pasos agigantados con panqueques dedicados a personalidades como Maradona o el ricardo Fort de los presidentes: Carlos Saul Menem. No sólo los panqueques llevaban nombres el licuado de durazno y naranja, el Pato Saran, fue un éxito tal que hoy se puede pedir con ese nombre en cualquier balneario de la zona.

Pero no todo es felicidonia en el mundo de Carlitos, los hermanos registraron las marcas “Carlitos la nueva generación”, y “Carlitos el rey del panqueque y la hamburguesa”. Bajo esos nombres abrieron imitaciones por todos lados. Lo que no pudieron registrar es la imagen de Carlitos,  y esa es la forma de distinguir a un auténtico Carlitos, de los Carlitos de La Salada. A veces es complicado saber cual es el original, pero yo tengo un truquillo para recordarlo: si no hay ninguna fotillo, seguro que es truchillo; si de Carlitos hay un foton es el bueno muchachón.

Screen Shot 2017-01-16 at 11.06.37 PM.png
Niños, no acepten imitaciones!
Basta de historia y vamos a la comida. La carta llegó a tener 17 páginas, pero luego la bajaron a 7, un número más razonable. Aún así hay una cantidad impresionante  de hamburguesas para pedir pero la mas popular es la 8 con panceta, cebolla, tomate, queso tybo, lechuga y huevo. Es una hamburguesa clásica,  de las de antes,  pero hecha con cariño.
Son 120 gramos de carne (1/4 de libra), donde usan
cuadrada, cuadril, y bola de lomo. No le ponen ningún condimento más que sal y pimienta (excelente!) Y la carne no está demasiado amasada. Bien caserita y sabrosa, un éxito.  Es un poco seca debido a la carne que utilizan, pero Rodolfo dice que a la gente le gusta así ya que al tener poca grasa lo ven como algo de buena calidad.  Yo le diría a la gente que si quieren comer algo bajo en  grasa se coman una ensalada, que se yo… De todas formas al venir tan cargada de ingredientes este detalle no perjudica la experiencia final.
El pan no lo hacen ellos. No es un fargo, pero tampoco tiene nada que ver con  el de lugares como París Burger,  aunque viene  tostado y cumple su rol. Las papas son típicas de la costa, crocantes y un poquito aceitosas, ricas. El precio no existe, la hamburguesa que te dije con papas y coca sale $128!!! (precios congelados por la temporada)
Si buscas una experiencia gourmet andá a otro lado, pero si te queres comer una burger honesta, super clásica,  caserita y a un precio más bajo que McDonald’s,  Carlitos no falla. Es lo mejor que podés esperar de una clásica hamburguesa de la costa, y sin tener mayores pretensiones, es mucho mejor que varias hamburgueserías porteñas autodenominadas “gourmet” que terminan vendiéndote sanguches de albóndiga. Eso si, no se vayan sin pedirse un panqueque de postre…
C0njM4bXUAAPS5g.jpg

Lo De Carlitos, El Sabor Original
107 entre 2 y 3, Villa Gesell y booocha de surcusales por CABA y conurbano
Calificación:

manos blancas3

IMG_7836.jpg
Disculpen que no tenga mas fotos pero me chetearon el celular y solo encontré esta foto del viaje a la costa. A ver si alguno la saca…
Anuncios

7 comentarios en “Carlitos, el original

  1. Iba a Vicente López siempre por que me quedaba cerca y Carlitos era un personaje mítico.
    Me encantaba verlo sentado picando el mismo los ingredientes para los panqueques, por que se notaba que le gustaba hacerlo.
    Después de que se fue nunca volví a ir. Y me puso triste ver que ese local se convierta en una torre.
    Ahhj las hamburguesas… Totalmente de acuerdo: es una “hamburguesa honesta”.
    No hay mejor calificativo.

    Le gusta a 2 personas

  2. buena onda! la última vez que fui con amigos al de Villa Urquiza (posiblemente franquicia, o no original …no recuerdo) me quedó la sensación de haber comido mal y caro. Volveré cuando esté por la costa!

    Me gusta

Contate algo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s